Un horizonte de oportunidades.

De la región centroamericana, Costa Rica es probablemente el país donde ha habido un mayor crecimiento y desarrollo de la industria de las relaciones públicas. Lo anterior tiene que ver, entre otras cosas, con que Costa Rica es el país de la región con mayor tradición democrática. La afirmación anterior podría parecerle extraña pero es, justamente, una de las principales conclusiones a las que llegamos en CCK después de realizar una investigación sobre el surgimiento de las relaciones públicas en cada uno de los países de Centroamérica. Sin excepción, la aparición de las relaciones públicas se da como consecuencia de los procesos de democratización y eso tiene que ver con la posibilidad de los ciudadanos de elegir. Claro está, cuando una persona tiene derecho a elegir se vuelve relevante para las organizaciones y empresas hacer esfuerzos de comunicación que inclinen esa decisión. 

En Costa Rica existe una comunidad de empresas o agencias muy bien constituida, con perspectiva integral y una trayectoria de más de 30 años. A nivel laboral, muchos profesionales independientes ofrecen el servicio freelances, mientras que la gran mayoría de instituciones privadas y públicas cuentan con plazas y departamentos especializados en esta área.

Con el paso del tiempo y, particularmente con el cambio de paradigma que ha generado la aparición de los medios sociales,  el establecimiento de relaciones transparentes y de largo plazo entre las organizaciones y sus públicos de interés es cada vez más prioritario.

En CCK Costa Rica hemos tenido el privilegio de trabajar con empresas que tienen esta visión, un ejemplo de ello es la Universidad EARTH, a quien hemos asesorado por más de dos décadas.  Esta institución basó toda su estrategia de posicionamiento en esfuerzos de relaciones públicas y de comunicación dirigida a grupos específicos. El trabajo consistente y sistemático durante todos estos años ha dado como resultado el posicionamiento de EARTH como una de las instituciones más queridas y respetadas por los costarricenses, pero también ampliamente reconocida en el ámbito internacional.

En el horizonte costarricense se visualizan grandes oportunidades para la industria de las relaciones públicas,  cada vez son más empresas y organizaciones las que ven en la construcción de relaciones transparentes, duraderas y de valor,  la fórmula para alcanzar sus objetivos de negocio. Relaciones que funcionan.